viernes, 12 de agosto de 2011

nothin' real

Cuando parece que todo es como antes, que quieres intentar ver que todo está como antes y que nada ni nadie ha cambiado. Pero fijate, es inevitable, aveces para bien, otras para mal, pero la vida es eso, cambios. Por eso, ningún día es igual a otro, cambia. Ningún verano es igual a el anterior y cada año, pasan cosas distintas. El tiempo cambia, las personas cambian y mientras que piensas que nada es como antes, tú también estas cambiando.

No hay comentarios:

Publicar un comentario